Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.lt7noticias.com/a/22113
guerra Ucrania-Rusa

Un perro "de guerra" fue abandonado por los rusos, lo adoptaron los ucranianas y ahora combate con ellos

Un pastor belga malinois que colaboraba con las tropas rusas en el rastreo de minas terrestres fue abandonado por esos soldados. Las tropas ucranianas lo encontraron moribundo, lo adoptaron y ahora el perro trabaja para sus antiguos enemigos y contra quienes hasta hace no mucho tiempo eran sus compañeros.

Max es el nombre del perro de la raza pastor belga malinois de 3 años que recientemente se "incorporó" a las filas de las tropas ucranianas en el contexto del conflicto que ese país y Rusia mantienen, luego de que los soldados rusos invadieran a su país vecino. Lo llamativo es que hasta hace no mucho tiempo, Max era parte de las tropas rusas, y se trata de uno de los mejores perros adiestrados para rastrear minas.

Según publicó recientemente el diario británico Daily Star, Max fue encontrado abandonado, famélico y prácticamente al borde de la muerte por un grupo de soldados ucranianos. Sin pensarlo siquiera dos veces, los ucranianos adoptaron al perro, lo adiestraron para responder a sus nuevos compañeros y lo sumaron a sus filas. Y ahora el pastor belga malinois cambió de bando y cuenta con un agregado: conoce bien a sus, ahora, enemigos.

Max fue hallado por sus nuevos compañeros en la región de Mykolaiv y allí le brindaron la asistencia y la contención necesaria. Es que los soldados rusos lo habían abandonado hacía ya varios días, por lo que el can estaba débil y a duras penas se mantenía en pie y con vida.

"A partir de ahora, (Max) defenderá a Ucrania y morderá los culos rusos", resumió uno de los miembros de la Guardia Nacional de Ucrania, Dmitry, al mencionado diario británico y citado por Clarín. "Max se convirtió en un verdadero favorito entre los guardias. No podemos entender por qué los rusos dejarían atrás a un animal tan encantador", agregó.

Los malinois se caracterizan por ser valientes, inteligentes, atléticos y –por sobre todas las cosas- leales. Pero pareciera ser que Max ya tiene en claro que sus nuevos compañeros son los ucranianos y es a ellos a quienes les responde con esa misma lealtad en la actualidad.

Temas en esta nota

guerra Rusia Ucrania