Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.lt7noticias.com/a/17922
BUENOS AIRES

Se pelearon por una supuesta infidelidad y lo degolló en pleno bar

Un joven identificado como Juan Manuel Espinosa le cortó el cuello a otro con el filo de una botella rota. Ambos mantenían una larga enemistad porque el agresor habría intentado seducir a la pareja de la víctima.

Un joven de 22 años fue asesinado luego de que lo cortaran en el cuello con el filo de una botella rota y le dieran varios golpes en la cabeza en un bar del barrio porteño de San Nicolás, a pocas cuadras del Congreso Nacional. Por el hecho fue detenido un hombre de 26 años, quien contaba con antecedentes penales y con el cual la víctima tenía problemas hace un tiempo.

 El hecho, que se conoció este miércoles luego de la muerte de la víctima, ocurrió el domingo cerca de las 6 de la mañana en el bar "New Fama", ubicado en la calle Sarmiento al 1685, a una cuadra de Corrientes y Callao.

Dentro del local se encontraban los dueños, los camareros y otras personas, quienes llamaron inmediatamente a la ambulancia. Sin embargo, la víctima ya presentaba muerte cerebral. El chico estuvo internado casi dos días en grave estado en el hospital Ramos Mejía y falleció en las últimas horas.

 El único detenido por el crimen
El detenido fue identificado como Juan Manuel Espinosa, de 26 años. Según un vocero judicial, se conocía con Matías Tolaba porque sus madres eran compañeras de trabajo. Además, comentó que ambos mantenían una enemistad desde hace tiempo debido a que Espinosa habría intentado seducir a la pareja de Tolaba en una fiesta.

"La víctima estaba tomando algo con amigos en el bar, donde comenzaron a reunirse jóvenes de una aplicación de delivery y donde también se encontraba el agresor", reveló a Télam una fuente con acceso al expediente.

 De acuerdo lo relatado por el pesquisa, durante toda la noche Espinosa estuvo provocando verbalmente a Tolaba, a quien le decía "cornudo", entre otros adjetivos.

La víctima hacía caso omiso de los agravios de Espinosa, quien, según las fuentes, se encontraba bajo los efectos provocados por una gran cantidad de ingesta de alcohol.

"Cerca de las seis de la mañana comenzaron a discutir en la vereda del local, donde Espinosa intentó agredirlo físicamente. Fue allí que la víctima regresó al interior del bar para protegerse y el imputado agarró una botella rota y le cortó la yugular cuando Tolaba estaba de espaldas", añadió el vocero..

La División Investigaciones de la Comisaría Comunal 1 de la Policía de la Ciudad identificó rápidamente al principal sospechoso del ataque, quien vivía en un edificio tomado de la calle Humberto I al 1900, en el barrio porteño de San Cristóbal.

Las autoridades a cargo de la causa ordenaron un allanamiento en su casa, donde fue detenido luego de intentar escapar por la terraza. El acusado tiene antecedentes penales por robo y en su domicilio encontraron ropa con sangre.